Ésta es una de las cosas que más me gusta hacer con los clientes en la agencia de comunicación: buscar medios donde el cliente y su actividad profesional encajen. Parece sencillo pero para que salga una entrevista tenemos que gestionar muchas cosas.

Antes de la entrevista debemos hacer de coach a nuestro cliente y dejar claras una serie de aspectos para que el resultado sea un éxito

Medios, secciones, contenidos, periodistas y después llamarlos uno a uno y plantearles lo mismo explicado de mil formas diferentes adecuándonos al medio con el que estamos tratando. Al final acabas conociendo tanto al cliente que, en mi caso, me vuelvo una abanderada de la causa. Es muy importante facilitarle la tarea al periodista, darle lo más desgranado posible lo que necesita, conocer el medio y qué tipo de información le interesa.

Hay un largo trabajo anterior al SI del periodista, pero pongamos que ya tenemos fecha y hora. Antes de la entrevista debemos hacer de coach a nuestro cliente y dejar claras una serie de aspectos para que el resultado sea un éxito:

  • Pensar un slogan. Cómo quieres que hablen de ti o de tu empresa. Piensa siempre cuál te gustaría que fuera el titular del artículo. La entrevista irá encauzada a ese objetivo.
  • Piensa bien lo que vas a decir y dilo con convicción. Si hay algo de lo que no estás seguro mejor no lo digas.
  • No hablar de lo que no se hace, te sale mal o de lo que no te gusta. Parece obvio, pero he llegado a oír “nosotros hacemos muebles feos” o “diseño ropa de mujer porque me aburre diseñar ropa de hombre”. No hace falta, no le da ningún valor añadido a tu trabajo.
  • No sé porque a todos en una entrevista les sale la vena comercial. No te vendas, para eso existen otros formatos. Trata temas de actualidad que te posicionen como experto, piensa qué te gustaría descubrir si tú fueras el lector de esa revista/periódico.
  • Antes de la entrevista hay que pensar en posibles preguntas incómodas: despidos, ere, cierre de fábricas, cuestiones políticas, etc…) y preparar la respuesta previamente. Si nos pillan desprevenidos podemos acabar hablando de lo que no debemos. L a improvisación y los nervios pueden jugar en nuestra contra.
  • A veces, hay periodistas muy hábiles que te hacen sentir muy cómodo y se te olvida que van con grabadora. No son tus amigos, es su trabajo. Te sacan hasta lo que vas a votar las próximas elecciones. No podemos perder el norte por muy bien que nos caiga el interlocutor y por muy a gustito que nos sintamos. Si te dejas llevar tanto puedes tener alguna sorpresa con un titular o un reportaje que nada tiene que ver con tus intereses.

Y, a mí personalmente, me agrada tener una deferencia o agradecimiento con el periodista. Al fin y al cabo, nos gusta contar lo que hacemos y es de agradecer que alguien se tome la molestia y el tiempo de escucharnos.

Alba Briansó

Sobre Alba Briansó

Alba, nuestra Reina de Corazones, nunca te va pedir que pintes las rosas de rojo para ella. Es Senior Account Executive en Alicia Comunicación desde 2009. Su objetivo: escuchar, informar y persuadir para lograr consenso utilizando su mejor arma, las palabras. El corazón de nuestra reina no deja títere con cabeza.

Leave a comment

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *